Skip to main content
1

Presidente Hernández: Se ha iniciado un proceso agresivo de construcción de centros de triaje en el país

Tegucigalpa, 7 de julio. El presidente de la República, Juan Orlando Hernández, dijo este martes que con el objetivo de evitar que los hospitales se sigan llenando y colapsen se trabaja en cercar la enfermedad covid-19 y además se están realizando "procesos de construcción agresivo de centros de triaje".

"Como todos ustedes saben, los centros hospitalarios del país están a su máxima capacidad, por lo que se han tomado medidas de acción para evitar que el sistema se desborde", dijo el mandatario a través de una trasmisión vía Zoom por la Televisión Nacional de Honduras (TNH Canal 8).

El mandatario aclaró: "Quiero hacer la diferenciación en estos términos, colapso y desbordamiento. Nuestro sistema de salud está en serias dificultades, aún no ha llegado al colapso; colapso es cuando se deja de atender a los pacientes, pero -advirtió- con los números que llevamos nos puede pasar".

1

"Por eso hemos tenido que construir espacios para que el colapso no suceda. Se han creado una serie de estructuras, ya que la ola de contagios tristemente va en aumento, pero no es un fenómeno de Honduras", dijo el gobernante e hizo un recuento de lo que sucede a nivel mundial.

Agradeció el trabajo de los médicos que están salvando vidas pese al desbordamiento de los hospitales.

Hernández manifestó que "por eso estamos en un proceso de construcción agresivo de centros de triaje en distintas zonas del Distrito Central, Cortés, la zona sur, en fin, a lo largo y ancho del país".

Además, añadió, "para evitar que los hospitales se saturen estamos cercando la enfermedad; estamos visitando barrio a barrio, colonia a colonia, con las Brigadas Médicas".

También "se han habilitado los centros de aislamiento que están salvando la vida de muchas personas", detalló el mandatario.

2

Paciente agradece recuperación

Durante la transmisión, el presidente Hernández conoció el caso de don Jorge, un paciente de covid-19 que dio su testimonio de cómo el centro de aislamiento del Polideportivo de la Universidad Nacional Autónoma de Honduras le salvó la vida después de recorrer hospitales privados donde no le atendieron.

Entre lágrimas, don Jorge relató que estuvo cuatro días en su casa con fiebre, pensando que tenía dengue, pero en el cuarto día ya no podía respirar y lo llevaron a un centro privado donde no lo podían recibir porque no atendían pacientes con ese padecimiento.

Fue llevado al centro del Polideportivo y ahí "fui atendido por ángeles. Yo vi la muerte", dijo don Jorge, pero aseguró que está muy sorprendido con la calidad que le atendieron y "agradecido con Dios porque me dio otra oportunidad y Dios no me pudo traer a un mejor lugar que este".

El mandatario, después de escuchar el testimonio, instruyó al equipo para que "creen una guía de pasos para atender al paciente, de cómo recuperar la capacidad pulmonar, de ánimo y la parte física".

Hernández, quien recientemente estuvo hospitalizado por covid-19, dijo que "por experiencia propia la enfermedad deja huellas, secuelas".

Por ello, dijo al delegado para la emergencia, el canciller Lisandro Rosales, que es necesario "tener un equipo de psicólogos, terapeutas y gente que hace estiramientos porque si no vamos a tener a muchas personas que van a quedar lisiadas".